Las comidas deliciosas comienzan con ingredientes simples y de buena calidad.

Almuerzo y cena
Guiso de Frijol Rojo Pequeño

Guiso de Frijol Rojo Pequeño

Ingredientes
1 lb. de Frijoles Rojos secos de C&F Foods
2 ½ cuartos del líquido de los frijoles mezclado con agua
2 cucharadas de aceite de olvida virgen extra
1 cebolla amarilla mediana, picada
2 zanahorias peladas y cortadas
1 pimiento verde pequeño, picado
1 pimiento rojo pequeño, picado
4 dientes de ajo picados
2 cucharadas de pimentón (paprika)
2 cucharadas de puré de tomate
2 hojas de laurel
1 ½ cucharadita de orégano
2 cucharadas de vinagre de vino tinto
½ cucharadita de azúcar
½ taza de perejil fresco, picado
Sal y pimienta fresca molida al gusto

Preparación
Lave y remoje los frijoles secos. Guarde el líquido de los frijoles. Ponga los frijoles en una olla sopera grande. Mida el líquido de los frijoles y añada agua hasta una medida de 2 cuartos y medio. Añada el líquido a los frijoles, ponga el fuego a nivel medio o alto y déjelo hervir suavemente. Quite la espuma y/o la piel de los frijoles. Mientras tanto, caliente una cucharada de aceite a fuego medio en una sartén grande y pesada y añada las cebollas, las zanahorias y los pimientos. Cocínelo y revuélvalo hasta que las verduras estén tiernas y tengan olor, de 8 a 10 minutos. Añada 2 de los dientes de ajo picados y continúe cocinando durante otro minuto más o menos hasta que el ajo despida fragancia. Condimente al gusto con la sal y la pimienta. Añada otra cucharada de aceite y añada el pimentón. Cocine y revuelva durante un par de minutos hasta que las verduras estén bien cubiertas por el pimentón y la mezcla sea aromática. Añada un poco de agua hirviendo de los frijoles a la sartén, revuelva con una cuchara de madera o con una cuchara que no se queme, raspando el fondo y los lados de la sartén para desglasar. Entonces, revuelva la mezcla con los frijoles. Añada el puré de tomate y las hojas de laurel. Reduzca el fuego, cúbralo y déjelo hervir a fuego lento durante una hora. Añada el orégano, lo que queda del ajo picado, sal al gusto, vinagre y azúcar. Déjelo hervir durante 1 hora más hasta que los frijoles estén completamente tiernos. Para tener un guiso más espeso, colar una taza entera de frijoles con un poco de líquido y puré. Revuelva de nuevo el guiso. Justo antes de servirlo, quite las hojas de laurel y añada el perejil. Rinde 10 porciones.

Las comidas deliciosas comienzan con ingredientes simples y de buena calidad.

Almuerzo y cena
Guiso de Frijol Rojo Pequeño

Guiso de Frijol Rojo Pequeño

Ingredientes
1 lb. de Frijoles Rojos secos de C&F Foods
2 ½ cuartos del líquido de los frijoles mezclado con agua
2 cucharadas de aceite de olvida virgen extra
1 cebolla amarilla mediana, picada
2 zanahorias peladas y cortadas
1 pimiento verde pequeño, picado
1 pimiento rojo pequeño, picado
4 dientes de ajo picados
2 cucharadas de pimentón (paprika)
2 cucharadas de puré de tomate
2 hojas de laurel
1 ½ cucharadita de orégano
2 cucharadas de vinagre de vino tinto
½ cucharadita de azúcar
½ taza de perejil fresco, picado
Sal y pimienta fresca molida al gusto

Preparación
Lave y remoje los frijoles secos. Guarde el líquido de los frijoles. Ponga los frijoles en una olla sopera grande. Mida el líquido de los frijoles y añada agua hasta una medida de 2 cuartos y medio. Añada el líquido a los frijoles, ponga el fuego a nivel medio o alto y déjelo hervir suavemente. Quite la espuma y/o la piel de los frijoles. Mientras tanto, caliente una cucharada de aceite a fuego medio en una sartén grande y pesada y añada las cebollas, las zanahorias y los pimientos. Cocínelo y revuélvalo hasta que las verduras estén tiernas y tengan olor, de 8 a 10 minutos. Añada 2 de los dientes de ajo picados y continúe cocinando durante otro minuto más o menos hasta que el ajo despida fragancia. Condimente al gusto con la sal y la pimienta. Añada otra cucharada de aceite y añada el pimentón. Cocine y revuelva durante un par de minutos hasta que las verduras estén bien cubiertas por el pimentón y la mezcla sea aromática. Añada un poco de agua hirviendo de los frijoles a la sartén, revuelva con una cuchara de madera o con una cuchara que no se queme, raspando el fondo y los lados de la sartén para desglasar. Entonces, revuelva la mezcla con los frijoles. Añada el puré de tomate y las hojas de laurel. Reduzca el fuego, cúbralo y déjelo hervir a fuego lento durante una hora. Añada el orégano, lo que queda del ajo picado, sal al gusto, vinagre y azúcar. Déjelo hervir durante 1 hora más hasta que los frijoles estén completamente tiernos. Para tener un guiso más espeso, colar una taza entera de frijoles con un poco de líquido y puré. Revuelva de nuevo el guiso. Justo antes de servirlo, quite las hojas de laurel y añada el perejil. Rinde 10 porciones.